La época navideña es un período de riesgo para personas que hayan padecido de un trastorno de adicción o estén en proceso de recuperación porque durante la celebración de estas fechas aumentan los casos de recaída.

Según el Instituto Nacional de Abuso de Drogas (National Institute on Drug Abuse), entre el 40 y el 60% de las personas que finalizan el proceso de rehabilitación de adicciones sufren una recaída en su adicción. Por esto mismo, es necesario tomar unas medidas especiales para salvaguardarse y reducir al mínimo las  probabilidades de recaer en una adicción. En Amay – A. MAS te podemos ayudar. Somos un centro de Terapia en Valencia especializado en adicciones y te ofrecemos tratamientos y terapia para dejar las adicciones y evitar la recaída. 

¿Por qué aumentan los casos de recaída de adicciones durante la Navidad? 

La recaída es un elemento que está siempre presente en la recuperación de una adicción, independientemente de los años que hayan pasado de su desintoxicación. La recaída es volver a consumir la sustancia a la que se era adicto y había pasado un tiempo sin consumirla. Es probable que ocurra unos meses después de haber dejado de consumir la sustancia o abandonado la conducta comportamental adictiva, pero no ha de ser así, puede suceder muchos años después.  

Existen diferentes factores que pueden ocasionar un retroceso en la recuperación de una adicción, como pasar por una situación complicada a nivel personal, retomar viejos hábitos, como volver a relacionarse con las personas con las que consumías o acudir a ambientes que mentalmente se asocian con el consumo, entre otros elementos de riesgo. 

La Navidad es una época complicada porque puede incitar a una recaída de adicciones por los siguientes motivos: 

  • Los excesos no solo están permitidos sino que además están bien vistos, son aceptados. Es aplicable a la comida, bebida, a las compras… A ojos de la sociedad no pasa nada por pasarse con ciertos elementos durante esta época del año. Se suele pensar que “una vez al año no hace daño” y es absolutamente mentira. Puede suponer una recaída para personas que hacía ya mucho tiempo que consumían y que guiados por una falsa seguridad y por un “por una vez no pasa nada” se ven inmersos de nuevo en su adicción.      
  • Estímulos externos. Estar expuesto a muchos estímulos, como por ejemplo, alcohol, compras, comida, juego, etc. Que incitan a beber, a comprar, a apostar… El ambiente que se respira durante las navidades conlleva la normalización de estas actitudes. 
  • Falsa sensación de seguridad y de control. Todo aparenta ser perfecto, un ambiente idílico: reuniones con la familia, quedadas con amigos, la emoción de empezar un nuevo año… En conclusión, una época llena de magia. Estar en esta burbuja de felicidad puede hacerte dotarte de una falsa sensación de seguridad y creer que puedes controlar tu adicción porque ya estás recuperado y que al ser una fecha señalada y ser solo una vez no va a suceder nada. El autocontrol se debilita. 

¿Cómo evitar una recaída en Navidad?

  • Disfrutar de la Navidad en un ambiente tranquilo. Estar alejado de situaciones de riesgo que puedan incitar y hacernos recaer en la antigua adicción. Como por ejemplo, ambientes festivos como discotecas, grandes fiestas con personas propensas a consumir sustancias…  
  • Hablar con tu familia o con quien vayas a pasar las fiestas sobre la situación en la que te encuentras. Es importante que les comuniques cómo te sientes, en qué punto estás respecto a tu adicción. De esta manera, te podrán entender y evitarán cualquier acción que pueda poner en riesgo tu recuperación. Acciones que aparentemente pueden parecer inocentes e inofensivas, como tener alcohol en una cena de Navidad o que alguien proponga un brindis puede poner en riesgo a  
  • Evitar ir a macrofiestas donde es habitual consumir alcohol o drogas y que te puede incitar a consumir a ti también. Como por ejemplo, las fiestas de fin de año. 
  • Realizar terapia con profesionales expertos en adicciones. Es la solución más eficaz para evitar recaídas de adicciones durante la Navidad. Anticiparse a una posible recaída y realizar terapia en un centro especializado puede evitar que vuelvas a caer en un trastorno de adicción.  

Terapia para las adicciones 

La recuperación de una persona con un trastorno de adicción es factible, a pesar que la adicción esté categorizada como una enfermedad crónica. Trabajamos la adicción como un trastorno que no tiene cura, pero del que sí es posible recuperarse con la ayuda de profesionales. Es por este motivo, que la recaída es un elemento que está siempre presente en la vida de una persona que ha padecido una dependencia hacia una sustancia. 

En Amay – A.MAS, Centro de Terapia de Adicciones, realizamos tratamientos personalizados con la colaboración de grupos terapéuticos. La finalidad es prolongar la abstinencia y disminuir la posibilidad de una recaída. 

La terapia es el epicentro de nuestros tratamientos, tanto individual como grupal, ya que ambas suponen grandes beneficios para el paciente. La terapia grupal permite identificarse con otras personas que están pasando por la misma situación, hace que la persona no se sienta sola porque se respaldan entre todos y se sienten comprendidos. Además, sirve para escuchar experiencias de otros adictos. Siempre en grupos reducidos para que nuestros pacientes tengan un trato más personalizado. Las terapias individuales son complementarias a las grupales. Permiten tratar con profundidad en cada caso específico y tratar detalladamente la situación de cada paciente. 

Modelo Minnesota 

Hacemos uso del Modelo Minnesota que permite que el paciente realice una terapia para su adicción sin apartarlo de su entorno de manera brusca. La finalidad es que el paciente consiga rehabilitarse e iniciar una vida libre de adicciones.  

El Modelo Minnesota está formado por 4 fases: 

  1. Desintoxicación. El paciente recibe vigilancia médica para minimizar las consecuencias del síndrome de abstinencia. 
  2. Deshabituación. Normalización de hábitos para prevenir recaídas. 
  3. Rehabilitación. Recuperación de habilidades perdidas por el consumo de sustancias, mediante las terapias. 
  4. Reinserción. Incorporación del paciente a su nueva vida, alejado de las adicciones. 

Pide ayuda para la recaída de adicciones 

Si estás en un proceso de recuperación o has pasado por uno y crees que la Navidad puede suponer un riesgo de recaída de adicciones en Amay – A.MAS te podemos ayudar. Somos un centro de Terapia y Tratamiento de Adicciones ubicado en Valencia. Contamos con un equipo de terapeutas especializados en adicciones que te ofrecerán terapia y te acompañarán en todo el proceso de recuperación. Además, también proporcionamos apoyo y asesoramiento a los familiares del paciente. 

Ponte en contacto con nosotros si necesitas la ayuda de profesionales durante estas fechas navideñas para no recaer en una adicción, con o sin sustancia.